Traducciones certificadas para USCIS: todo lo que necesita saber

Traducciones certificadas para USCIS: todo lo que necesita saber

Si busca trabajar, estudiar o inmigrar a los EE. UU., usted deberá:

  1. Presentar una solicitud de inmigración
  2. Obtener traducciones certificadas para USCIS de sus documentos en idiomas extranjeros

¿A quién le gusta tener que hacer estos?

Bueno, esa fue una pregunta retórica. No hay necesidad de contestar.

Sabemos que las solicitudes de inmigración pueden ser abrumadoras, aburridas y, sobre todo, confusas.

El objetivo de este artículo es ayudar a aclarar todo lo que necesita saber sobre traducciones certificadas para las solicitudes de USCIS y, de esta manera, permitirle concentrarse en su solicitud, en lugar de en los detalles.

¿Qué es USCIS?

Desde 1933, el proceso de inmigración a los Estados Unidos ha sido manejado por el INS (Servicio de Inmigración y Naturalización). El INS se encargó de supervisar las solicitudes de inmigración, la aplicación de la ley y las actividades de la patrulla fronteriza durante setenta años hasta que el Congreso firmó la Ley de Seguridad Nacional de 2002.

La misión principal de la Ley de Seguridad Nacional es prevenir ataques terroristas dentro de los Estados Unidos. Tal y como puede deducirlo por la fecha de efecto, esto se hizo justo después de los horrendos ataques en suelo estadounidense el 11 de septiembre de 2001. El enfoque, por supuesto, fue reducir la vulnerabilidad de los Estados Unidos al terrorismo, minimizar los daños y ayudar en la recuperación de los ataques terroristas que ocurren en los Estados Unidos. La inmigración, por supuesto, fue un factor importante a considerar en esta tarea y en marzo de 2003, USCIS asumió la responsabilidad de las funciones del servicio de inmigración para el gobierno federal.

Básicamente, el Servicio de Ciudadanía e Inmigración de los Estados Unidos (USCIS) es la parte del gobierno federal que tiene jurisdicción sobre asuntos de ciudadanía e inmigración, reemplazando al INS a partir de marzo de 2003.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *